lunes, 9 de noviembre de 2009

No haga Yôga, sea un yôgin

Siempre he sabido que hay quienes hacen Yôga únicamente una, dos, o tres horas a la semana y quienes realmente son yôgins, que aprenden en la práctica y asocian lo aprendido a su vida diaria. Los segundos, normalmente son los que observan una alimentación libre de sufrimiento, una reeducación de las emociones y pensamientos siempre saludables.
Entonces, hojeando el "Yôga Avanzado" del Maestro DeRose es como encontré un texto en el que él habla sobre lo que me movió ha hacer este post.
En el texto, DeRose explica que "hay una gran diferencia entre quien toma clases de piano y quien es un pianista. El primero va a la escuela de música, aprende unas notas, se da por satisfecho al extraer algunos sonidos del noble instrumento, paga y se va. El que tiene la aspiración de ser un pianista va a su casa y entrena horas y horas. Lee libros sobre el asunto. Participa de eventos. Da recitales. Se involucra. Se compromete. Hace de eso su razón de vivir.
Eso es así con cualquier cosa. Con el Yôga también. Quien solo practica Yôga no es forzosamente un yôgin. Solo es un yôgin aquel que penetra profundo, en cuerpo y alma, en la filosofía de vida que el Yôga preconiza. Aquel que en su vida particular sigue un programa de compromiso e identificacion total, a tiempo completo".
Foto por Adelle Hart.

8 comentarios:

Natalia dijo...

Johnny, pero que foto, guapo!

theredbeliever dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo y disfrute mucho tu articulo.

Hay una diferencia entre alguien que practica algo porque es parte de su alma y alguien que lo practica porque quiere hacerlo parte de su ego.

Es importante que el ego explore, aunque sea a traves de imitacion o moda, asi probara distintas cosas y lo unico que se le va a "pegar" va a ser la practica que resuene con su alma.

Yo creo que en tu post estas trazando la linea que diferencia uno del otro. En mi experiencia, el encontrar el llamado de tu alma es algo que indica el inicio de la auto-realizacion de un ser. Esto no quiere decir que la practica es una limitacion que te encierra solo a los limites de la practica misma, cuando entramos profundo en cualquier ambito comenzamos a encontrar paralelos en todo lo que hacemos... el hacer una taza de cafe por la manana se convierte en una expresion perfecta de Yoga, el cepillarnos los dientes antes de acostarnos, jugar con el perro, manejar hacia el trabajo, hacer la compra, todo se convierte en una actividad paralela a nuestra verdadera pasion.

Lo importante, creo yo es saber lo que uno realmente quiere y la intencion real de uno... si no es Yoga, no hagas Yoga, pero si lo es, la vida te llevara inevitablemente a ser un puro Yogin.

-- Gabriel

theredbeliever dijo...

Estoy totalmente de acuerdo contigo y disfrute mucho tu articulo.

Hay una diferencia entre alguien que practica algo porque es parte de su alma y alguien que lo practica porque quiere hacerlo parte de su ego.

Es importante que el ego explore, aunque sea a traves de imitacion o moda, asi probara distintas cosas y lo unico que se le va a "pegar" va a ser la practica que resuene con su alma.

Yo creo que en tu post estas trazando la linea que diferencia uno del otro. En mi experiencia, el encontrar el llamado de tu alma es algo que indica el inicio de la auto-realizacion de un ser. Esto no quiere decir que la practica es una limitacion que te encierra solo a los limites de la practica misma, cuando entramos profundo en cualquier ambito comenzamos a encontrar paralelos en todo lo que hacemos... el hacer una taza de cafe por la manana se convierte en una expresion perfecta de Yoga, el cepillarnos los dientes antes de acostarnos, jugar con el perro, manejar hacia el trabajo, hacer la compra, todo se convierte en una actividad paralela a nuestra verdadera pasion.

Lo importante, creo yo es saber lo que uno realmente quiere y la intencion real de uno... si no es Yoga, no hagas Yoga, pero si lo es, la vida te llevara inevitablemente a ser un puro Yogin.

Gabriel

Renny R. dijo...

I miss you. Te falta mucho?

Teacher Johnny dijo...

Natalia!
Hahahah... gracias!
Hagámosnos muchas fotos más!
:P

Gabriel (redbeliever)
Así es. Justo eso quería dejar dicho. Cuando uno esta realmente conectado con aquello que le gusta, comienza a encontrar la relación entre eso y todos los eventos por los que pasa. El artista siempre ve la oportunidad de hacer su arte frente a cualquier circunstancia. El artista, es cualquiera que realmente se conecta con aquello que hace. Y es eso lo que diferencia al artista, del que pinta, o del que toca un instrumento. Lo que está en el texto se aplica a todo.

Y Renny!
Ya en mi cabeza hay un avion dando vueltas... Cuando aterrice te digo!
:P
Seguro que no falta tanto antes de que nos veamos!
;)

Anónimo dijo...

Me encanto este articulo y muy cierto... besos

theredbeliever dijo...

Sip. El Arte, el Yoga (que es un arte) es como un "contexto" microcosmico de lo que es la vida. Por eso existen estas relaciones y por eso es buenisimo practicar y llegar a un nivel de maestria en un practica artistica especifica.

Cualquier practica puede abrir la puerta hacia nuestros verdaderos potenciales.

Cuando te realizas en tu practica, te realizas en la vida. Lo que mas adoro del Yoga es la integracion de la mente y el cuerpo -- es como llevar el carro de uno a hacerle un tune-up para que funcione con facilidad.

Como usamos el cuerpo de vehiculo para todo lo que hacemos, obviamente los beneficios son invaluables.

Me debes una clase!!! ;-)

Instr.PedroEstela dijo...

Ohhhh pero que concurrencia!
Que presencia!
Tanto comentario, tanta elocuencia...
Que sigan los post!!!!!!